Noticias

El Hospital Universitario de Torrejón alcanza el millón de Urgencias desde su apertura

• El hospital se inauguró el 22 de septiembre de 2011 y está compuesto por más de 130 profesionales

• El servicio de Urgencias se encuentra en un proceso de mejora permanente con el objetivo de que la experiencia del paciente sea lo mejor posible

El Hospital Universitario de Torrejón alcanza el millón de Urgencias desde su apertura. El centro sanitario torrejonero se inauguró el 22 de septiembre de 2011 y desde entonces el servicio de Urgencias, compuesto por más de 130 profesionales, ha trabajado de manera incansable para recibir a todos los pacientes que llegaban a sus puertas. Algunos de los momentos clave en el recorrido de este servicio han sido el repentino incremento de pacientes en los primeros momentos de la pandemia, la constante llegada de pacientes positivos por la COVID-19 con la necesidad de reorganizar la actividad del servicio y la atención durante y tras el temporal de nieve Filomena a principios de este año.

Torrejón de Ardoz, 19 de octubre de 2021. El servicio de Urgencias se encuentra en un proceso de mejora permanente con el objetivo de que la experiencia del paciente sea lo mejor posible. Desde la revisión de circuitos para agilizar los procesos, hasta la puesta en marcha de novedosas infraestructuras que se adapten a la realidad de la sociedad, el servicio está en constante revisión para ser cada día más eficientes en la práctica clínica.

“Celebrar esta fecha es un orgullo para todo el equipo que se esfuerza cada día para atender a los pacientes que llegan al servicio. Hemos trabajado mucho y seguimos haciéndolo para ofrecer la mejor calidad asistencial motivados por tres claves que dan sentido a nuestro día a día, como son calidad asistencial, comunicación y humanización”, indicó Paula Molina, jefa de servicio de Urgencias del Hospital Universitario de Torrejón. 
Además,  añadió, “desde este servicio somos conscientes de que acudir a Urgencias es un momento cargado de preocupación e incertidumbre, más aún desde que los pacientes no pueden estar acompañados como medida de prevención frente al contagio por COVID-19, Por ello, el objetivo que perseguimos y que debe identificar nuestro trabajo diario es que tanto los pacientes como sus familias sientan que comprendemos su situación, que están recibiendo la mejor atención posible y que nuestra puerta estará abierta siempre que nos necesiten”.