Noticias

Torrejón de Ardoz cuenta por sexto año consecutivo con el Comedor Escolar de Verano que atenderá a un total de 200 menores de las familias más vulnerables de la ciudad

• Se trata de una iniciativa del Ayuntamiento de Torrejón de Ardoz que además incluye actividades lúdicas y educativas que favorecen el respeto entre iguales, la convivencia y la integración sociocultural de los menores, como deportes, actividades en las piscinas municipales, juegos y talleres

• Con la puesta en funcionamiento de este recurso se demuestra una vez más que el Gobierno local tiene un gran compromiso con los derechos de los niños y niñas, la protección a la infancia y el apoyo a las familias torrejoneras, sobre todo, a las más vulnerables y a las que peor lo están pasando

• En este sentido, hay que destacar que es un programa que fue pionero en la región, siendo el primero que se puso en marcha en la Comunidad de Madrid para atender a los niños de familias vulnerables durante los meses de verano

Por sexto año consecutivo, el Ayuntamiento de Torrejón de Ardoz pone en marcha el comedor escolar de verano que atenderá a un total de 200 menores de las familias más vulnerables de la ciudad. Se trata de una iniciativa que además incluye actividades lúdicas y educativas que favorecen el respeto entre iguales, la convivencia y la integración sociocultural de los menores, como deportes, actividades en las piscinas municipales, juegos y talleres. El alcalde, Ignacio Vázquez y el concejal de Bienestar, Educación e Inmigración, Rubén Martínez, han visitado este servicio, dirigido a niños entre 3 y 12 años y que permanecerá abierto hasta el próximo 31 de agosto en las instalaciones del colegio público Ramón y Cajal en horario de lunes a viernes de 11:00 a 15:00 horas. Los participantes son derivados por la Concejalía de Bienestar, en coordinación con los distintos centros escolares del municipio.


Se trata de un programa que tiene por objetivo dar respuesta a las necesidades detectadas en la población de la ciudad, de menores y sus familias, que se encuentren en una situación de vulnerabilidad social derivada de su precariedad económica, mediante una actividad estival gratuita, con carácter lúdico-educativo, que además garantice su alimentación durante el cierre veraniego de los comedores escolares.

El centro cuenta con 100 plazas simultaneas destinadas a menores con edades comprendidas entre 3 y 12 años, que se encuentran en situación de especial vulnerabilidad. El acceso al mismo se realiza previa derivación de los técnicos de la Concejalía de Bienestar y en coordinación con los distintos centros escolares del municipio, estando prevista una participación total de 200 menores. El periodo mínimo de participación es de 15 días.

Las comidas están adaptadas a las necesidades de los niños. Así, hay menús para intolerancias a ciertos alimentos, para celíacos o para aquellos que requieran menús especiales por diferentes motivos, como sus creencias religiosas. Los menús, están supervisados por la Concejalía de Sanidad del Ayuntamiento, al objeto de garantizar el adecuado equilibrio en atención a las necesidades que presentan los menores.

Con la puesta en marcha de este recurso por sexta vez consecutiva, indicó el alcalde, Ignacio Vázquez, “se demuestra una vez más que el Gobierno local tiene un gran compromiso con los derechos de las niñas y niños, la protección a la infancia y el apoyo a las familias torrejoneras, sobre todo, a las más vulnerables y a las que peor lo están pasando”. Además, añadió “el Gobierno local va a financiar el 100% de este proyecto, el cual se enmarca dentro de un programa integral de atención a la infancia cuyo coste total asciende a 69.591 euros. A ello se suma la cesión de las instalaciones del colegio, de los espacios deportivos y piscinas municipales que requieran, cuyo coste no valoramos, pero que incrementa la aportación del Gobierno local”. Asimismo, recordó el primer edil “Torrejón fue pionera en la Comunidad de Madrid en la puesta en marcha este servicio para los niños de las familias más vulnerables”.

Los dos objetivos fundamentales de esta iniciativa son cubrir el área nutricional, donde se proporciona a los menores una comida equilibrada al día durante el período estival, puesto que permanecen cerrados los comedores escolares, y el área socio educativa, donde se realizan actividades lúdicas, posibilitando una educación no formal en un contexto de ocio y tiempo libre. Asimismo, es un lugar de encuentro que permite interrelaciones entre menores y se abordarán actividades que favorezcan su desarrollo personal a todos los niveles (social, afectivo, sanitario, higiene, etc) a través de la realización de actividades que incluyan talleres, juegos, deportes o acciones acuáticas en piscina municipal, entre otras.

Además, un total de 35 menores de la ciudad, en intervención social en la Concejalía de Bienestar, han participado en el campamento de verano que ha tenido lugar en la Granja Escuela del Álamo, en el municipio de Brunete en el pasado mes de junio, en una iniciativa enmarcada en el conjunto de los programas de intervención social del Centro de Atención a la Infancia y la Familia (CAIF) de la Concejalía de Bienestar.

En este sentido, las políticas de menores y familia del Gobierno local de Torrejón de Ardoz tienen como objetivo impulsar servicios para abordar de manera integral las dificultades que pueden afectar a una familia a lo largo de su existencia. En especial, se trata de atender a las que sufren de mayor dificultad y conflicto, a fin de evitarlas o aminorarlas. Con esta nueva medida para los torrejoneros que peor lo están pasando, el Gobierno local demuestra una vez más su sensibilidad y cercanía con los vecinos de la ciudad.